Archivo de la etiqueta: La Guindalera

Tarta de trucha

Creo que ya había hablado aquí de la tarta de trucha de la Pastelería Boñar. Pero lo vuelvo a hacer. Poco que decir, vaya, más allá de que es una tarta típica de León que lleva TRUCHA, sí, el pez. Lo cuál está muy bien. Hacen una especie de pasta con la trucha, que es lo que hay en la parte inferior y aporta un toque (más) dulce al conjunto.

Es un clásico de La Guindalera, lo fabrican en el barrio, la historia de esta gente es básicamente que empezaron a fabricar los famosos “Nicanores”, decidieron abrir mercado en la capital y cayeron en La Guindalera en la calle Coslada, 10, donde siguen y donde podéis comprar las cosas buenas que tienen.  Tienen el obrador en la C/Azcona en uno de los pocos reductos industriales que nos quedan en el barrio.

No lleva movidas raras, ni colorantes ni conservantes. Harina, azúcar, trucha, huevos…

Etiquetado , , , ,

Boquerones en vinagre rebozados

¿Boquerones en vinagre o boquerones fritos? En Casa Braulio hacen boquerones en vinagre rebozados. Curioso invento. Está bueno.

En Avenida de los Toreros, 43, La Guindalera, Madrid

Etiquetado , , ,

El Rollo, se traspasa un clásico

Pocos conocerán “El Rollo”, una taberna de La Guindalera como tantas otras tabernas de barrio. Pero hoy vamos a hablar de ella porque su dueño ha decidido que después de tantos años toca jubilarse y descansar un poco.

Ya hablamos de su pincho de tortilla, uno de los mejores de Madrid. Un buen pincho de tortilla que perdemos de vista, lamentablemente. Esta taberna lleva en el barrio más de 40 años y según me comentó su dueño (no se el nombre, le llamaremos Señor Rollo) él entr de empleado cuando abrió y después se hizo dueño seis años después.

Un hombre muy vinculado al barrio todo este tiempo y una taberna conquense de las que ya no quedan. Las raíces de Cuenca se ven en el morteruelo y las raciones de caza que pueden tomarse, aunque con pesar me comentaba el Señor Rollo que el morteruelo mucha gente ni lo pide por desconocimiento, siendo una gran especialidad del sur de Castilla.

Cuando cierran estos bares, cierra parte de nuestra cultura. Está bien que abran nuevos bares y nos encanta. Igual de bien está que los bares nuevos investiguen nuevas recetas con fusión, mezclas, creaciones… al fin y al cabo todos tenemos cierta creatividad y nos gusta inventar cosas que gusten al personal. Pero siempre es positivo que haya lo que yo llamo “guardianes de la tradición”, esa gente que hace la paella como debe ser una paella ( o sea, SIN MIERDAS – mejillones, guisantes, bichos), el cocido como debe ser un cocido o el morteruelo como debe ser un morteruelo. Dado que las recetas tradicionales no podemos guardarlas en la Biblioteca Nacional y “contemplarlas” son necesarios sitios como El Rollo donde sigan haciendo este tipo de cosas.

Estas tabernas oscuras, con su olor a frito, tal vez no sean dignas de revistas de decoración. Pero son parte importantísima de la vida madrileña, tabernas del barrio en las que picar algo, nuestro fast food sociable.

Abrirán mil sitios pero la ciudad pierde siempre un poco cuando sitios como El Rollo se traspasan.

Por suerte para nosotros, mientras no se traspase el bar el señor Rollo seguirá al pie del cañón , así que todavía estáis a tiempo de probar su pincho de tortilla en la calle Cartagena 86, al lado de Avenida de América.

Vivan las tabernas i mori el mal govern

Etiquetado , , , ,

Pincho de Tortilla en Cafetería 93

El otro día me fijé en este local del barrio, de los pocos que todavía no conocía, situado en Cartagena esquina Avenida de América, ponía “especialidad en tortilla de patatas”, así que un tortillahunter como yo tenía que ir por ahí a probarlo.

Esta mañana para desayunar ha caído. A ver, no es el mejor del mundo, pero tampoco es de esos que venden en tantos sitios totalmente cuajados e incomibles.

De textura es curioso, pues el interior es una “pasta” de patatas con huevo. Esta es una categoría posible dentro de las tortillas, pues ya sabréis que hay tortillas en las que está muy diferenciado el huevo de la patata y otras en las que todo va más pulverizado. Sobre esto hay muchas opiniones, hay gente que quiere que la patata esté claramente identificada y dentro de eso algunas personas lo prefieren más crujiente y otras menos. Para mí, mientras no esté muy cuajado, el formato me da igual. Entre la clara diferenciación de patata y huevo y la pasta en la que va todo pulverizado hay muchas diferencias y escuelas, pero hasta ahora nunca había visto una tortilla en la que la pasta estuviese tan integrada, huevo y patata eran todo uno. Y sin embargo, por suerte, no estaba muy cuajada, tenía su jugo como mandan los cánones.

Además, la textura era agradable y el sabor bueno, además de costar 2’20.

No lo pongo en el top, pero si alguien pasa por ahí por lo menos que sepa que puede tomar el pincho de tortilla sin miedo a que le de un jamacuco. Y es que como sabrán ustedes, uno de los principales miedos del homo tabernarius es el de pedir un pincho de tortilla y que le den una vieja esponja de baño.

Cafetería 93

C/Cartagena, 93, La Guindalera, Madrid

Metro: Avenida de América

Etiquetado , , ,

Remolacha con queso de cabra, anchoas y tomates secos

Otra cena consecuencia del grupo de consumo de La Guindalera.

Una remolacha con la que no sabes qué hacer nuevo. Leí en varios libros, uno el de “La enciclopedia de los sabores” y otro “La cuchara de plata” que el dulzor de la remolacha va bien por contraste con salados como anchoas y queso de cabra. A eso le añadimos tomates secos que quedaban por ahí y esa fue la cena.

La remolacha se cuece 20-30 minutos para que quede blandita.

Etiquetado , , , , ,

Dimarts faves a grapats!

En la última bolsa del grupo de consumo de La Guindalera (La Guinda de Mayo) venían habas frescas. Me hizo mucha ilusión porque me gustan mucho las habas y no las como con mucha frecuencia, pero me recuerdan mucho a Dénia porque mi abuela en pascua monta una merendola para tomar la mona en la que siempre hay un plato de habas.

Las habas frescas se hacen hirviendo durante una media hora, no hace falta ponerlas en remojo la noche antes porque son frescas. Por casa había una cebolla roja que poché a fuego lento durante media hora, había también bacon que debía estar al borde de la muerte y hubo que darle un final digno. Así que las habas cocidas las rehogué con bacon y cebolla roja. Después pensé que podría estar bien rayar un poco de parmesano y echarlo por encima.

Etiquetado , , , , ,

Boniato con romesco

En el Grupo de Consumo de La Guindalera nos vinieron unos boniatos el otro día. Y comentaban los corrillos cocinillas que no sabían que hacer con ellos.

Una cosa que hicimos el otro día, muy fácil. Boniato cortado en rodajas, frito, acompañado de salsa romesco. La salsa romesco se puede hacer casera pero si os da pereza se puede comprar en La Sirena (en el barrio, en la C/Eraso, al lado del mercado) una de cierta calidad. Y nada, rodajas y a mojar.

Más ideas, tortilla de boniato, en vez de hacerla de patata.

Aunque estos boniatos me generan dudas, porque su color no es el color del boniato (o “moniato” como nos gusta decir por la terra) que veo en Valencia, yo no se si se confunde boniato y batata o hay que investigarlo. Allí por ejemplo los pastissos de moniato tienen este color , o sea, nada naranja. Tal vez es que haya distintas tonalidades, tendremos que saber más del mundo tubérculo.

Etiquetado , , , ,

El Winnipeg

En Madrid no conozco sitios dedicados a la gastronomía chilena y tengo suerte de que uno de los que hay esté en La Guindalera. Se trata de “El Regreso del Winnipeg”, conocido como “El Winnipeg” así a secas, nombre que tenía el barco de exiliados republicanos que fueron a Chile tras la guerra civil. Como Mauricio, el dueño del local, es un chileno que vino a Madrid exiliado políticamente en tiempos del pinochetismo, puso esto de “el regreso del Winnipeg”.

Fuimos hace poco y tomamos este ceviche que veis en la foto con vino blanco chileno (no recuerdo el nombre), con eso nos dimos por cenado. Además tienen empanadas con pebre y otros platos típicos como machas o tarta de choclo, el disputado (por peruanos y chilenos) pisco sour .

Mauricio, su dueño, es de izquierdas y del Atleti, eso también suma para nosotros, claro. El único “pero” que podemos ponerle al sitio es que tal vez sea un poco caro. No excesivamente caro, pero yo creo que las raciones y los vinos tal vez podrían ser uno o dos euros más baratos (aunque también vinos de importación y raciones con ingredientes menos habituales es normal que salgan más caros). La decoración es muy acogedora, llena de cuadros de Valparaíso. Ah, el otro día descubrimos que tenían cervezas artesanas chilenas, aunque ya era tarde para probarlas, pero volveremos.

Un lugar muy poco conocido en la ciudad y en el propio barrio. Hasta este mes está en la C/Villafranca, pero por temas relacionados con el dueño del local actual a final de mes pasa a estar en Pilar de Zaragoza, 60, que dentro del barrio es una zona mejor y más transitada (aunque da pena que otras zonas queden sin bares). Eso sí, a nosotros nos va fenomenal porque nos quedará todavía más cerca de casa. A ver si ponemos Pilar de Zaragoza en el mapa.

Etiquetado , , , , , , ,

El Pincho de Tortilla: hay que encontrar el mejor

Mi desayuno preferido es un buen pincho de tortilla. A veces en plan gañán, a primera hora pincho y caña, a veces en plan mezcla “hagamos locuras”, pincho y cola-cao. La tortilla de patata es posiblemente uno de los mejores inventos del ser humano. La persona que decidió crear esto nos hizo un favor a todos y no entiendo como tenemos tantas estatuas de insignes monarcas Borbones y Austrias que sólo se dedicaron a hacer el gilipollas, invadir países y fastidiar a todos, y sin embargo no hay un monumento al primer ser humano que decidió hacer una tortilla de patatas, que es alguien que hizo el bien a la humanidad. Así es la cosa.

Para mí, una buena tortilla de patatas ha de ser poco cuajada, o “mucosa”, sin llegar a estar cruda. Las patatas no deben ser demasiado gordas, y pueden conservarse o bien enteras o bien pulverizadas. Sobre esto hay variantes pero es la idea fundamental. No admito como buena tortilla esos mazacotes ultracuajados con trozos de patata enormes que muchas veces se quedan crudos. Hay gente a la que le gusta muy cuajada, no te fíes nunca de esa gente, son los típicos que cualquier día te sacan una faca y te rajan en diagonal.

Una tortilla en casa es algo que mucha gente hace bien. La Reina de La Guindalera, sin ir más lejos, hace una de las mejores del mundo. Mi señora madre, también. Mi tía Carmen en Denia y mi tía Teresa hacen también tortillas espectaculares. Pero luego hay problemas para encontrar un buen pincho en el bar, no se si por la legislación sobre el huevo, por pereza o por ambas cosas. Yo creo que es más por pereza porque afortunadamente hay sitios donde la hacen estupendamente y estos sitios lo que hay que hacer es darlos a conocer y hacer peregrinaciones religiosas.

Me muevo en dos barrios fundamentalmente, La Guindalera donde vivo y revoluciono e Ibiza/Retiro donde trabajo.

Os voy a contar los mejores sitios de pincho de tortilla de estos barrios.

En Ibiza, el mejor es sin duda La Goyesca. Calle Fernán González esquina Doctor Castelo.

Es muy jugosa y con la patata pulverizada. Además la ponen con muy buen pan y para desayunar o almorzar es de lo mejor que hay.

Más adelante en Doctor Castelo, en el número 9, llegando al Retiro, hay otro que es fenomenal en el bar Emaús, que es similar en sus característias a la anterior.

En La Guindalera hay también unos cuantos sitios. Uno muy bueno es el “Bar Santiago” en Ardemans esquina José Picón, muy fina, con la patata entera, muy sabrosa. Otro buenísimo es en un sitio donde uno no se lo esperaría, en el bar “Arrebato”, en Avenida de Baviera, 4. Este es un garito de barrio con rock clásico de fondo y no suele haber cosas de comer, pero Fernando, el dueño, muchas veces lleva embutidos y quesos que corta ahí y va repartiendo. Y también tortilla de patatas que hace en casa y la lleva al local, que está estupenda. Aquí logicamente no es para desayunar, pero tomarte un buen pincho de tortilla entre copas por la noche es un punto tremendo. El sitio está un poco a desmano, pero vale la pena

Un nuevo pincho de tortilla del barrio es el de “La Cañada”, en Pilar de Zaragoza. Los nuevos dueños todavía no han cogido el punto a algunas cosas pero la tortilla está al mismo nivel que un gol de Forlán en la semifinal de la UEFA, algo emocionante.

Y otra que tras mucho cavilar creo que es la mejor, aunque el nivel es alto, es la del “Mesón el Rollo”, en la calle Cartagena 86, llegando a Avenida de América. Que tortilla señores, muy mucosa , con la patata frita y crujiente, entera.Va foto

Quien sepa otros sitios donde la tortilla de patatas sea buenísima, ¡que me lo diga! Por cierto, cuando estuvimos en Vitoria, Javier, el dueño de Kitsch, nos dijo que había un sitio que había ganado no se cuantos premios de tortilla de patata… ¡y no fuimos! ¡Qué mal!

Etiquetado , , , , , ,

Cañas por El Parral (Madrid)

El Parral es un sub-barrio dentro de mi barrio, La Guindalera, que por las cuestiones urbanísticas ha quedado muy reducido. Si bien originariamente su estructura abarcaba un gran número de calles, ahora las calles permanecen pero muchos edificios antiguos han desaparecidos. Todo lo que era industrial ahora son lofts y las casitas bajas con huertas son ahora “Los Altos del Parral”, el último gran pelotazo inmobiliario dentro de la almendra de la M30.

Aun así, nos queda el gran descampado del Parral. Y un puñado de calles muy cortas que siguen siendo como un pueblo dentro del pueblo que es La Guindalera. Son las calles Otero, Oltra, Antonia Ruiz Soro, Francisco Remiro…

Cuando pasas por El Parral parece que quedan muy pocas cosas y que la piqueta se va cargando aquel antiguo barrio de trabajadores y casas bajas. Que no queda ya ni un atisbo de vida comercial ni social.

Pero nosotros no cejamos en nuestra búsqueda de lugares y hemos podido ver que en la parte más vieja y resistende del Parral se puede cañear más que bien.

Hay tres bares y la última vez visitamos sólo dos

El Mirador. C/Otero, 3

Regentado por unos filipinos, es un bar de cañas de toda la vida que en verano se llena mucho por su agradable terraza. Está elevado en el límite del Parral, separado por unas escaleras de la zona de Parque de las Avenidas, y esta elevación es lo que le da carácter de mirador.

La cerveza de grifo que tienen es la Estrella Damm y tienen muchas más de la gama Damm, y la tapa que nos pusieron fueron estas migas

 

El segundo que fuimos

El Parral. C/Francisco Remiro, 39

Un bar de toda la vida que por lo visto antiguamente fue lugar de reunión de rockeros. Clásico bar donde jugar a las cartas y tomar comida casera. De tapa nos pusieron lo que veis en la foto: tortilla de patatas y patatas fritas con huevo (si, es una redundancia) y bacon. La cerveza era Mahou

 

Nos faltó visitar el Mesón Duero, en la c/Antonia Ruiz Soro, 35, otro local que por experiencia sabemos que es muy competente, pero aquel día no nos dio para más.

 

Niños y niñas, dejad de ir a los bares de siempre y lanzaos a descubrir. Donde hay taberna hay pueblo. Cañas o barbarie

Etiquetado , , , , , , ,